Sexy Brócoli

Recetas 100% vegetarianas para la vida moderna
Recetas | Salado

‘Galets’ al horno rellenos de espinacas

marzo 16, 2018

Esta no es la típica receta de pasta. Pero está hecha con una pasta muy típica. Pero dejémonos de paradojas y de juegos de palabras, y hablemos de lo importante: Una deliciosa receta de pasta rellena de espinacas con delicioso sabor a «queso», sobre una bechamel vegana horneada. Nada que añadir, señoría.

Los galets son un tipo de pasta que se come tradicionalmente en Cataluña por Navidad, en la famosa «escudella». Lo que pasa con las tradiciones es que compras cosas para comerlas un día, y los restos te aparecen al año siguiente, caducados y sin posibilidades de reaprovechamiento.

Y de media bolsa de galets olvidada en un armario en Marzo, ha salido esta receta. Y te digo una cosa, pero que quede entre tu y yo: ¡me parece que a partir de ahora en villa Brócoli va a haber galets todo el año!

Galets al horno rellenos de espinacas

Este tipo de pasta suele llevar huevo, pero es posible encontrar marcas aptas para veganos (sin ir más lejos, los míos son de Hacendado). Mira bien los ingredientes, que luego todo son llantos. Si no encuentras galets, puedes sustituirlos por cualquier pasta de gran tamaño y «rellenable», como las cochas, o incluso como relleno de canelones.

Es importante que tengas en cuenta los tiempos de horneado que indique tu paquete de pasta. En este plato, la pasta lleva 2 cocciones: Primero hervida, y luego horneada con la bechamel. Por lo tanto, deberás cocer tus galets muy al dente -3-4 minutos por debajo del tiempo de cocción óptimo- para que terminen de cocinarse en el horno. Para que tengas una referencia: mis galets indican 12′ al dente y 15′ suaves. Yo los he cocinado 9 minutos en agua, y luego los he pasado al horno. Con esta referencia, y según las indicaciones del fabricante de tu pasta, deberás sacar tu propio tiempo de cocción, ya que cada pasta es diferente.

Para hacer el relleno, yo he utilizado espinacas congeladas, pero siéntete libre de utilizar espinacas frescas (¡seguro que quedará riquísimo!). Y para la bechamel, comprueba que tu bebida vegetal no lleve ningún saborizante ni edulcorante, porque estamos haciendo un plato principal, no un postre. Que oye, de errores así seguro que han salido grandes recetas, pero hoy mejor vamos sobre seguro.

¿Cocinamos?

'Galets' al horno rellenos de espinacas
 
Tiempo de preparación
Tiempo de cocinado
Tiempo total
 
Autor:
Tipo de Receta: Pasta
Cuisine: Vegan
Raciones: 4
Ingredientes
  • 200-250g de galets medianos o grandes
  • 2tazas de espinacas congeladas en porciones (descongeladas previamente)
  • 200ml de nada para cocinar de arroz
  • 3cs de harina de espelta
  • 3 tazas de leche vegetal (a temperatura ambiente)
  • 4 cs de aceite de oliva (2 para el relleno y 2 para la bechamel)
  • 2cs levadura nutricional
  • ½ cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 2cs de pasas (hidratadas 4h)
  • 1cs piñones
  • sal
  • pimienta al gusto
  • nuez moscada
  • agua
Instrucciones
Galets:
  1. Hierve abundante agua con sal en una olla, y cuece los galets 2-3 minutos por debajo del tiempo que indica el fabricante.
  2. Una vez cocidos, cuela el agua y refresca con agua fría para detener la cocción. Reserva.
Relleno:
  1. Pica la cebolla y el ajo.
  2. Calienta una sartén, y tuesta ligeramente los piñones, con cuidado de que no se quemen. Aparta de la sartén y reserva.
  3. En la misma sartén, calienta 2cs de aceite, y añade la cebolla y el ajo picados. Cocínalos a fuego medio-suave, hasta que la cebolla quede transparente (no queremos dorarla).
  4. Escurre el agua de las espinacas apretándolas un poco con la mano, y añade a la cebolla. Añade también las pasas rehidratadas. Cocina unos 5 minutos a fuego medio.
  5. Añade los piñone, mezcla bien.
  6. Añade la nata de arroz, la levadura nutricional, sal y pimienta al gusto. Mezcla bien, baja el fuego y cocina tapado otros 5 minutos.
  7. Aparta del fuego y deja templar/enfriar.
Bechamel:
  1. En una sartén honda, vierte 2 cucharadas de aceite de oliva.
  2. Cuando esté caliente, añade la harina y remueve. Ten cuidado de que no se queme/tueste.
  3. Cuando la harina empieza a tomar color, añade la mitad de la leche sin dejar de remover, cocinando a fuego medio.
  4. Cuando se vaya absorbiendo el agua, poco a poco ve añadiendo el resto de la leche hasta terminarla. Si te queda demasiado espesa puedes añadirle un poco más.
  5. Cuando tengas la textura deseada, añade sal, pimienta y nuez moscada. Prueba y corrige, y aparta del fuego.
Emplatado:
  1. Precalienta el horno a 180ºC.
  2. En una bandeja de horno, coloca toda la bechamel al fondo, y extiéndela en una capa regular.
  3. Con una cucharilla de café, coge un poco del relleno y ve rellenando cada uno de los galets.
  4. Una vez rellenos, colócalos de forma ordenada sobre la capa de bechamel (deberían quedar cubiertos más o menos hasta la mitad).
  5. Cuando tengas todos los galets en la bandeja, puedes espolvorear con un poco más de levadura (opcional) y pasa al horno.
  6. Hornea durante unos 20', o hasta que las puntas salientes de los galets empiecen a dorarse.
  7. Sirve las porciones con la ayuda de una espátula.
Notas
Puedes cambiar la nata de arroz por nata de avena o de soja. Si no tienes, puedes incluso sustituirla por un poco de la bechamel.
Para la bechamel, puedes sustituir la harina de espelta por cualquier otra, la bebida de avena por cualquier otra (siempre sin endulzar) y el aceite de oliva por margarina o mantequilla veganas, manteniendo lasmismas proporciones.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *